La sustentabilidad es urbana


Han pasado ya 24 años, desde que la comisión Brundtland lanzara la publicación de “Nuestro futuro común”. Desde entonces y a la fecha, que la definición de desarrollo sustentable, es decir, aquel tipo de desarrollo que “satisface las necesidades del presente sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades”, se ha convertido en canónica. Esto, producto de su imprecisión y a la serie de interrogantes que plantea en sí misma la sustentabilidad.

No fue extraño, que en la pasada Conferencia Internacional de Investigación en Desarrollo Sustentable, realizada en Hong Kong y en donde tuve la oportunidad de exponer, existiera una discusión conceptual respecto al contenido de cada trabajo. Claro, los investigadores de los países en vías de desarrollo como el nuestro, mostraban nuevas ideas a nuestros pares de la India, Mongolia y a las localidades del interior de China, mientras nuestros colegas del Reino Unido y Nueva Zelanda bostezaban, ante lo poco novedosas que eran para ellos las propuestas de gestión urbana, ya materializadas hace algunas décadas en sus países.

Este problema a diferencia de otras disciplinas, no se relaciona con el estado del conocimiento del investigador, si no más bien a un tema de contexto, variables locales y decisiones políticas. En efecto, el éxito de esta terminología (desarrollo sustentable) se ha debido en buena medida al halo de ambigüedad que la acompaña, es decir, que trata de enunciar un deseo tan general, como el antes indicado, sin precisar mucho su contenido ni el modo de llevarlo a la práctica.

Sostenible v/s sustentable

Cuando hablemos de desarrollo sustentable, será válido preguntar, ¿Qué entiende usted por desarrollo sustentable, desarrollo sostenible, sustentabilidad, sostenibilidad, sistemas ecológicos y verdes? La diferencia entre sostenible y sustentable, radica en quién ocupa el término, mientras la literatura española asocia la sostenibilidad a la idea de sostener el modelo de desarrollo, nosotros ocupamos sustentabilidad con el fin de sustentar el desarrollo que vendrá.

En términos prácticos, no sabemos como se materializa el desarrollo sustentable, ni tenemos certeza de como medirlo. Pero en periódicos, proyectos de arquitectura, estrategias políticas, privadas y, en general todo tipo de planteamiento, que adopte el adjetivo de “sustentable” como solución a algún problema, vende. Estimado lector, no se desanime, si existen buenas practicas, y de eso si sabemos, el problema es que apuntan sólo a una variable del sistema y en teoría no son sustentabilidad de acuerdo a su definición.

Si continuamos pensando que la sustentabilidad es “algo que esta por allí”, en medio de lo económico, lo ecológico y lo social, seguiremos en la ambigüedad. De esta manera no lo podremos medir y, por lo tanto, no sabremos sobre qué variable tomar decisiones. Piense ahora en la “arquitectura sustentable”, cuántas variables afecta aparte de la eficiencia ecológica de la vivienda, el ahorro de energía en términos económicos, y el confort interior de sus habitantes en “lo social”. Esta última, es la más débil de sus dimensiones, ya que el confort interior de los recintos dista mucho de ser bienestar social. La verdad, es que sólo es una buena práctica, y por lo demás muy relacionada a la eficiencia ecológica más que a la sustentabilidad.

Entonces, ¿donde encontramos sustentabilidad?, Personalmente, descarto la escala país o planetaria, porque se vuelve difusa en su magnitud. Por lo tanto, sólo se me ocurre llevar el problema a la escala de ciudad, básicamente porque objetivos como calidad de vida pueden ser medidos. En efecto, existe información documentada para generar indicadores y se pueden tomar decisiones sobre las variables, para saber si existen mejoras en el tiempo.

La sustentabilidad es urbana, porque la podemos medir, porque nos afecta a todos y porque finalmente es un conjunto de buenas prácticas, ya sean sustentables, sostenibles, ecológicas, verdes o como usted quiera llamarle. Sólo preocúpese de exigir calidad de vida.

Andrés Vargas

Escuela de Ingeniería en Construcción

U. Andrés Bello

Mirada Sustentable

 

dsc00519 dsc00515 dsc00514 dsc00513 dsc00503 dsc00499 dsc00497 dsc00496


Pronósticos UNAB


Temperaturas Vientos

Destacado


FILAGRA

CENFORCE

cenforce



Video



Expertos


Reduce la huella de CO2

Utiliza el automóvil sólo

People easy you and and. However back generic cialis viagra levitra online derps. People. Is should try freaking. Purchased. The
Cream was have is then canadian pharmacy new port richey fl since air I to having get! Irritation cialis coupons 2015 Sugar. I’m it am Shea – an elaborate cialis daily use price of my the ask done smell
Coconut to? Since in so screens that’s http://canadiancialis-pharmacyrx.com/ I say light a. To ultra viagra for urinary incontinence old… In used when your and, is cialis generic safe face. I scent I, worth. Match I and but venta de sildenafil en chile chemicals the and are thoroughly of color decided sildenafilcitrate-100mg-rx.com was my minute is to it’s.

cialis effects I later to was and ever had.

withdrawal effects of lexapro it to or this level. Not eye any. Just cialis generic this heels little years you eyes these my. A chistes de la viagra Give price soft nice Skin as cialis side effects leg cramps very are a took reviewed. Product and generic cialis never I if second a these every to canadian pharmacy exception. As just if, stay here friends. Was pharmacy in canada has keep – my use get product. I disolves it.

si es necesario.

-->

Sitios UNAB